Criaturas de dios


Había un vez un monton de gente que lo único que hacían era gritar sin parar.