Robar a la naturaleza


(algo que me contó mi vecino) Desde que mi esposa falleció y luego con esta situación del virus “invasor” me he quedado confinado en este pequeño apartamento que es mi casa. Sólo dispongo de dos habitaciones, un baño, una cocina comedor con buenos ventanales, de ahí puedo espiar la calle, con su multitud de coches, … Sigue leyendo Robar a la naturaleza